Encapuchado y con ballesta: sujeto entra a castillo de la reina Isabel II e intenta matarla

300
Publicidad

El detenido tiene diecinueve años y también ingresó a la vivienda de Windsor, a las afueras de la ciudad de Londres, donde la monarca pasa las fiestas de Navidad.

Un hombre quedó detenido este sábado veinticinco de diciembre tras haberse infiltrado con una ballesta en el circuito del castillo de Windsor, vivienda de Isabel II al oeste de la ciudad de Londres. En un clip revelado por el tabloide británico The Sun, el sujeto señaló que tenía planeado “asesinar a la reina”.

El hombre de diecinueve años vivía en Southampton, en el sur de Inglaterra, y fue detenido el sábado cerca de las 08H30 GMT una vez que se activasen las alarmas. Isabel II, de noventa y cinco años, pasaba las fiestas de Navidad en el castillo de Windsor, en las afueras de la ciudad de Londres, que es ahora su vivienda primordial.

El último día de la semana, la Policía señaló que el hombre había sido internado en un centro psiquiátrico. El diario The Sun publicó imágenes de un vídeo aparentemente difundido en la cuenta de Snapchat del sospechoso minutos antes que se introdujese en el circuito.

En el vídeo, se ve al individuo con una ballesta y vestido con un jersey negro con capucha. Tras una máscara blanca se le oye decir: “Siento lo que he hecho y lo que haré. Procuraré matar a la reina Isabel”.

Con aparentes referencias a la saga de La Guerra de las Galaxias, se presenta como un indio sij y afirma que busca “venganza” por una matanza cometida en mil novecientos diecinueve por las tropas británicas contra participantes de la manifestación en la India.

Si bien no confirmó la autenticidad de esa grabación, la Policía londinense afirmó que “los estudiosos están valorando el contenido de un video”.

Los intentos de entrar en Windsor o bien en el Palacio de Buckingham, la vivienda frecuente de la reina, ubicada en el corazón de la ciudad de Londres, no son infrecuentes.

El más increíble ocurrió en mil novecientos ochenta y dos, en el momento en que un hombre de treinta años, Michael Fagan, logró entrar en el dormitorio de la Reina mientras que estaba en cama.

Publicidad